Transparencia en la emergencia del COVID-19